Cosas de Jorge
Disfrutar de las pequeñas cosas que la vida nos regala

·Ensalada de higos

27 Sep 13 - 23:57



Ciertamente los higos frescos, son una rica fruta que en pocas ocasiones solemos consumir, a pesar de no tener que pelarlos y ser suficientemente ricos para comerlos sin elaborarlos, en esta ocasión he querido preparar una ensalada diferente.

Los huevos cocidos que contiene la ensalada, también he querido hacerlos con un “toke” especial, que a continuación os cuento.

Como nos da el mismo trabajo hacer dos huevos cocidos, que media docena de huevos, mejor preparar  más huevos cocidos, que los que vamos a necesitar para poder utilizarlos en próximas recetas.

Necesitaremos tantas bolsas de plástico o trozos de plástico de cocina, como huevos vayamos a cocer.

También necesitaremos alambritos de esos de atar las bolsas de los congelados, uno por huevo.

En cada bolsa de plástico o trozo plástico de cocina, pondremos un chorrito de aceite, a continuación cascaremos un huevo, lo salpimentamos o añadimos las especias que más nos apetezcan, atando bien la bolsa con el alambrito, o si somos manitas, bastara con anudar las bolsas sin romper la yema del huevo.

Se repetirá la misma operación con todos los huevos.

Mientras hacemos la preparación de las bolsitas, pondremos una olla con agua a calentar, donde colocaremos con cuidado nuestras bolsitas.

El huevo quedara riquísimo y con forma similar a la de una pirámide tubular, puesto que el peso del huevo le hará irse a una de las esquinas de la bolsa, si queda de otra forma tampoco pasa nada, sabe igual de rico, bastante más rico que el huevo cocido tradicionalmente (tiene el sabor del aceite y las especias y como lo vemos, podemos graduar mejor su punto de cocción), además cuesta menos cascar un huevo que pelarlo una vez cocido.

Una vez explicada la historia de los huevos, pasemos a la receta de la ensalada, que como ya sabéis, admite las variaciones que vosotros deseéis.

Ingredientes (4-6) personas

4 higos frescos
6 hojas de lechuga (en mi caso lechuga de hojas rojas)
8 boquerones en vinagre
2 huevos cocidos
2 cucharadas de aceitunas
½ cebolla
1 tomate muy grande
Sal (si es de escamas mejor)
Aceite
Vinagre

Preparación:

La preparación de esta ensalada (como todas) es bien simple.

Lavamos las hojas de lechuga en el grifo hoja a hoja, para evitar que lleven algo de tierra, algún bichito, o simplemente restos de productos químicos que pudiera llevar y las troceamos y colocamos en una fuente.

Lavamos y descorazonamos el tomate, troceándolo, introduciéndolo junto la lechuga.

Pelamos y troceamos la cebolla, añadiéndola a la ensalada.

Cortamos los higos frescos en cuatro trozos. agregandolos al resto de los ingredientes.

Añadimos las aceitunas.

Ahora, aliñamos la ensalada, con sal, aceite y vinagre al gusto, removemos para mezclar sus sabores, pero con cuidado de no destrozar el tomate o los higos.

Decoramos con dos huevos cocidos, abiertos por la mitad.

Sobre los huevos colocaremos los boquerones.

Sobre los boquerones, colocamos unas poquitas de escamas de sal, que le dará también un “toke” muy especial, si no tenemos sal en escamas, si le ponemos sal normal, también queda estupendo.
 

Agregar un comentario

Tu nombre o Ingresar

Tu dirección de correo (no se mostrará)

Mensaje *

© 2017 Cosas de Jorge